La inversión pública en Junín: no basta el incremento de recursos

feb 23, 2019
descosur arequipa
Foto: Correo

Foto: Correo

Junín es actualmente la tercera región receptora de inversión minera, lo que a primera vista demuestra la existencia de recursos importantes para reducir brechas sociales y promover el desarrollo regional. En junio pasado, el presidente Martín Vizcarra, anunció la apertura de la segunda etapa del proyecto Toromocho, en la cual la empresa Chinalco invertirá US$ 1300 millones, que sumados a los US$ 4800 ya invertidos en la primera etapa, constituye un gran potencial aprovechable de recaudación de tributos que contribuyan a mejorar los servicios en educación, salud y saneamiento y que, además, generará empleo para 3500 personas.

Adicionalmente, el Gobierno Central dispuso que a partir de este mes se adelante el 60% de los fondos del canon minero a las regiones, lo que puede significar la transferencia de 3200 millones de soles a Junín, que terminará de entregarse en el mes de julio. Este adelanto busca que la calidad y la ejecución de gasto sea mejor que la de años anteriores y de esta forma el gobierno regional cuente con un mayor plazo para la ejecución del presupuesto transferido.

Asimismo, el gobernador regional, Vladimir Cerrón, mantuvo recientemente una reunión con representantes de la minera y con directivos del Ministerio de Energía y Minas, acordándose que al menos el 60% de los empleos que genere la empresa durante la ampliación del proyecto serán cubiertos por población local. Sin embargo, el proyecto de ampliación afronta las dificultades derivadas de la expropiación de 34 hectáreas de terreno donde habitan pobladores de Morococha, asunto que hoy es materia de un proceso judicial en el que la Corte Superior de Justicia de Junín, declaró fundada la medida cautelar interpuesta por 65 familias morocochinas.

Hay una interrogante clave que responder respecto a la calidad del gasto del Gobierno Regional y de los gobiernos locales de Junín, lo que puede dar pistas respecto al futuro de las inversiones públicas en la región. Al respecto, la ejecución del gasto del Gobierno Regional en el año 2018, de acuerdo a cifras del Ministerio de Economía y Finanzas, muestra que el Presupuesto Institucional Modificado (PIM) fue de 5149 969 813 soles, con un nivel de gasto de 85.4%. La inversión se destinó principalmente a educación, con un PIM de 878 861 586 (95.3% de ejecución); salud con un PIM de 611 632 094 (92.3% de ejecución); saneamiento, con un PIM de 31 066 575 soles (27.2% de ejecución); agropecuaria con un PIM de 24 933 373 soles (57.3% de ejecución).

En cuanto a los indicadores de desarrollo, en la función Educación revisamos los indicadores de comprensión lectora y aprendizajes en matemáticas con los siguientes resultados: (i) el 23.2% de alumnos no logran los aprendizajes de 2º en comprensión lectora, (ii) el 35.7% de alumnos no logran los aprendizajes de 2º en matemáticas. En la función Salud, de acuerdo a la Encuesta Demográfica y de Salud Familiar – Endes 2018 del INEI, se revisaron los indicadores de anemia y desnutrición infantil, con los siguientes resultados: (i) un 57% de menores de 6 a 35 meses de edad padecen de anemia y (ii) la desnutrición crónica en niñas y niños menores de 5 años afecta al 19,2% del total. En la función saneamiento los indicadores reportados por la SUNASS muestran que (i) el 30.2% de la población en la zona rural y el 14.25% de la urbana no accede al servicio de agua. En la función Agropecuaria, de acuerdo al Ministerio de la Producción, se estima que solo el 4.80% de la producción total agraria tiene valor agregado, este indicador muestra que hay mucho por hacer en esta cadena productiva en la región.

Estos resultados muestran las brechas aún subsistentes, así como las dificultades de optimizar las inversiones sociales, tanto de las transferencias del Gobierno Nacional como de los ingresos derivados del canon minero, cuyo gasto está más acotado. Esto es un desafío mayor para las autoridades regionales y municipales, pero también para el Poder Ejecutivo, ya que no es suficiente con transferir recursos y desentenderse del destino de los mismos y del modo cómo se gastan y se obtienen resultados que redunden en el desarrollo regional. Ninguna región, incluyendo por cierto Junín, puede darse el lujo de desperdiciar recursos ni permitir que, vía actos corruptos, las autoridades y funcionarios los utilicen en provecho propio.

desco Opina – Regional / 22 de febrero de 2019

Programa Regional Centro – descocentro